NOTICIAS

lunes, 10 de junio de 2019

Colombia golea a Perú y llega sólida a la Copa América


De amistoso no tuvo nada. Lo que se vivió entre Perú y Colombia fue una minibatalla entre dos equipos que jugaron como si la Copa América ya estuviera rodando, como si tres puntos estuvieran en juego. Lo ganó Colombia, 0-3, porque lo supo luchar, y porque tuvo en Mateus Uribe al jugador-fantasma, al jugador-comodín, al volante-delantero. Mateus, que hizo dos goles, fue el conejo que sacó Queiroz de su sombrero en el examen final antes de llegar a Brasil.

A Colombia le tocó abrir la boca y mostrar que tiene colmillos afilados, que si lo torean cornea, que si lo golpean noquea. El partido fue para bravos: barrida va, patada viene, golpe a James, golpe a Muriel, gancho de derecha a Mina, agarrón, manotazo, alegato. Fué uno de esos partidos en los que la estética no estaba invitada, ni el toque ni la emoción. Los dos equipos estaban excusados: era la última oportunidad para ajustar tuercas.

Colombia jugó aplicado, sus laterales, Stefan Medina y William Tesillo, fueron limpios y eficientes, se jugaron el puesto con alma, corazón y cabeza. En la primera parte Perú no inquietó, y Colombia, ya ganador, controló. En el segundo tiempo el diseño fue otro, afuera Falcao, adentro Zapata; afuera Cuadrado, adentro Cardona; afuera Muriel, adentro Roger... 

Perú fue por el empate, pero Paolo Guerrero, su mejor hombre, no tuvo espacio, Mina y Dávinson lo anularon. Sacó un remate y encontró a Ospina. Y en ese intento de reacción estaba Perú cuando Yotún se fue expulsado por golpear a Mina, entonces fue otro partido. Colombia se hizo amo de la pelota y de los espacios. A los 64 minutos llegó el segundo gol: centro de Stefan, que amagó con la derecha y centró con la izquierda, la pelota al área, donde debería estar Zapata, pero estaba, otra vez, Mateus, cabezazo y el 0-2.

Publicar un comentario

 
Copyright © 2014 Latinafmcolombia.co. Designed by OddThemes